Momentos Musicales

RSS
Condividi

Nov 5 2010, 0:59

No son mis mejores días. Digamos que no pasan los cosas que quiero. Y la gente no me ayuda mucho. Suena muy emo lo que escribo, pero bueh, no es la idea venir a llorar.

Y la música está ahí. Yo cacho que si no tuviera este bendito pendrive, mis venas estarían destruidas (?). Pero es raro el hecho de que paso de escuchar música rudita a algo demasiado mamón.

Hoy mismo por ejemplo escuché demasiadas veces Waiting for the End y Leave Out All the Rest, temas que me destruyen brígidamente la siquis. Y en este momento cabeceo con The Nameless. Entonces no me entiendo. Porque son como cambios super bruscos. Así como mi ánimo últimamente. La weá no es esa.

La wea es que para momentos así siempre hay música ad-hoc. O se hace un playlist. Debes partir con esa unión de Vermilion con Vermilion Pt. 2. Siento que es una sensación de catarsis así a cagar. La primera parte manda todo a la mierda, una rabia incontrolable, un sentimiento a expulsar. La segunda, el arrepentimiento, el perdón, la tristeza, la soledad. Ud no ve la catarsis? Yo tampoco, pero pico.

Luego si sigue triste tiene dos opciones, así como en el resto de nuestro recorrido. Se sube o se baja de la micro. Si sigue, el vendedor ambulante de turno le recomienda sacar a una gambita Snowman, pero específicamente la versión del The Philadelphia Experiment, porque es como más privada, más simple, más solitaria, profunda, qué se yo. Pero siempre es recomendable mantener lejos del alcance cualquier objeto cortopunzante en caso de (?).

Nuestro recorrido emo continúa con Tell Me Why, canción que sirve de ambas formas. Puede abrazar su almohada regalona (?) y llorar el Amazonas entero, o tomar la letra y putear a la persona de turno. Prefiero omitir y quedarme con el hecho de que en ambos casos, es una canción conchesumadre. Del mismo grupo vengo a regalar y no a vender, A Different Kind of Pain. La misma advertencia del párrafo anterior, agregando en este caso el uso de las sogas.

Es raro, uno cuando intenta olvidar algo lo recuerda más y más. En mi caso, me he venido caminando de la U escuchando un playlist terrible raro. Y vengo pensando, y pensando, y no haciendo nada, y pensando, y mirando al piso mientras el pendrive pasa Dust in the Wind, Behind Blue Eyes, Another Day, Bailando en soledad (tema conchesumadre este último), Mi Muro (ídem), Fix You, entre un sin fin de temas alegres (?).

Pero a veces, y de la nada, me da una ira. No sé porqué en todo caso. Sí, claro.... La cosa es que vuelve el cambio y se frunce el ceño, y el setlist de mi concierto ideal (?) es modificado. Aparece Never Enough, Faint, Don't Stay, Misunderstood, Mein (Se ganó un favorito con los puros primeros 15 segundos), Nada es para Siempre (A vo te digo, gil culeao), People = Shit, entre otras cosas.

Las cosas pasan. A veces no nos gustan, a veces las amamos. Y a veces no sabemos cómo enfrentarlas. A veces nadie quiere asumirlas. A veces nos ponemos nosotros mismos la venda sobre los ojos. Estos temas hablan por mí. Estos y otros. De la mano de estos temas y de mi mismo, saldremos adelante.

Ah, obvio, y siempre que hayas dedicado un tema, trata de no escucharlo en la noche, antes de dormir. Eso sí, una vez que lo dedicas, el tema sólo es de esa persona.

Todavía -aunque no me creas- queda lo más importante de tu vida.

Commenti

Spiacenti, i commenti sono disabilitati per questo articolo.